Jornada de puertas abiertas de la Cofradía de la Santa Caridad este fin de semana - Ayuntamiento de Toledo

Con la intervención arqueológica llevada a cabo por el Consorcio de la ciudad de Toledo en la Cofradía de la Santísima Caridad “nos encontramos en la sexta jornada de puertas abiertas”, aseguró Tolón, quien manifestó que el Patrimonio Desconocido es “muy importante y de gran riqueza patrimonial”.

Tolón comunicó que la Cofradía de la Santa Caridad “es la cofradía más antigua de Toledo, su origen data cuando la conquista de Toledo en el siglo XI y por lo tanto es un espacio de valor histórico impresionante y también de valor patrimonial”.

Según la edil, la finalidad de la intervención del Consorcio en este tipo de inmuebles es “no solo de restaurar espacios maravillosos con bienes patrimoniales impresionantes sino que hace una gran labor” porque “da luz y da a conocer tanto a los ciudadanos de Toledo como a los que nos visitan el patrimonio tan importante de la ciudad de Toledo”.

El arqueólogo que ha llevado a cabo la intervención arqueológica, Arturo Ruiz Taboada,  explicó que el edificio se encontraba en buen estado de conservación antes de su rehabilitación y que “la intervención ha sido bastante sencilla”.

Taboada dijo que uno de los salones rehabilitados  “se ha podido constatar que, básicamente, es un antiguo salón hispano musulmán que básicamente ha perdurado hasta nuestros días” y “cuya fundación data del siglo XIII”. También informó de que este salón fue reconstruido en el siglo XVI tras un incendio.

Desde el punto de vista arqueológico, los trabajos han consistido en la documentación de las arquitecturas y el subsuelo donde hoy se localiza la Cofradía. Se han podido constatar, tambien, la existencia de restos de pintura mural que decoraban las paredes de algunos de los salones de la citada Cofradía.

Además, la intervención arqueológica ha sacado a la luz un aljibe localizado en el patio principal asociado a un empedrado que , en su momento, dio servicios a la Cofradía, así como un amplio osario en lo que es hoy el actual zaguán de acceso a los salones, perteneciente al cementerio exterior de la iglesia de Santa Justa y Rufina. Por otro lado, se ha documentado también parte de la fábrica de una tumba antropomorfa perteneciente a la ocupación medieval del cementerio.

 

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO