El alcalde muestra su alegría por la inauguración de la A-40 por ser una infraestructura “determinante” para Toledo y el centro de España - Ayuntamiento de Toledo

García-Page ha realizado estas declaraciones tras concluir el acto de inauguración oficial de este nuevo tramo de unos 22 kilómetros de la A-40, que ahora es una realidad tras muchos años de “retrasos y problemas” que se remontan desde la época de sus inicios con Francisco Álvarez Cascos como ministro de Fomento en aquél entonces.

"Esta obra ha tenido mala suerte, pero estoy contento porque nos hemos dejado muchos cuernos sin que sea nuestra competencia para que saliera adelante", ha afirmado y ha recordado las diferentes gestiones que en su día tuvo que hacer ante el Gobierno de España, el ex ministro José Blanco y la nueva empresa adjudicataria de este tramo de obra.

En este sentido, el regidor toledano recordó que cuando entró como alcalde encontró esta obra paralizada desde hacía más de un año y medio y que negoció para desbloquearla e incluso eliminarla de la lista de infraestructuras que se iban a ralentizar con motivo de la crisis en los últimos años.

Sin embargo y a pesar de que ésta no era una competencia del Ayuntamiento de Toledo, como ha recordado el propio García-Page, los últimos años “han sido muy fructíferos” y el Consistorio toledano trabajó de manera conjunta para que las obras se reanudarán con rapidez.

Finalización del tramo urbano de la A-40 en Toledo

La A-40 en su penetración en la ciudad de Toledo aún no está finalizada, tal y como ha recordado el alcalde, tras explicar que “en un plazo razonable” el Ministerio de Fomento, a través de la empresa adjudicataria de la obra, debe acometer aún la remodelación urbana de la entrada a la ciudad desde la nueva rotonda de Vistahermosa, La Legua y Valparaíso hasta el Nudo Norte.

El acuerdo alcanzado en su día en la adjudicación de la obra prevé la renovación urbana de toda esta zona con alumbrado público, carril bici, aceras y paseos, para una completa integración en la trama urbana de la capital castellano-manchega. Asimismo, quedan aún pendiente la instalación de las pantallas antirruido en el entorno de las viviendas de La Legua, actuaciones que deben finalizarse para que el Ayuntamiento de Toledo pueda recepcionar la obra.

García-Page ha aprovechado además la inauguración de este nuevo tramo de la A-40 para que “de inmediato” el Ministerio de Fomento reanude las obras en el que fata para completar esta nueva vía entre Toledo y Ocaña y completar el nudo de comunicación de la capital regional.

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO