El Ayuntamiento continúa la campaña de limpieza de chicles en las principales zonas del Casco Histórico - Ayuntamiento de Toledo

Tras el buen resultado obtenido en la avenida de la Reconquista, donde se inició esta campaña especial, los operarios se han trasladado a la plaza de Zocodover, en pleno corazón del Casco Histórico, para retirar los chicles pegados en la zona de los soportales.

Esta intervención, que se realiza con una máquina especial y la combinación de productos de limpieza, tiene como objetivo recuperar aceras y espacios viarios en los que no se ha actuado antes y que acumulan chicles y gomas de mascar que resultan muy difíciles de retirar con los procedimientos habituales.

Está previsto que, sin salir del Casco Histórico, la campaña de limpieza de chicles, tras haber pasado por Buenavista y Santa Teresa, continúe en otras zonas muy deterioradas por estos residuos como la plaza Mayor.

En este sentido, el equipo de Gobierno quiere hacer una llamamiento para trasladar a la población que el simple gesto de depositar el chicle en una papelera evita actuaciones costosas en tiempo y en inversión económica como la que está llevando a cabo en la actualidad el servicio municipal de limpieza.

700 pegatinas

Esta campaña de chicles se complementa con la realización de trabajos especiales para la retirada de pegatinas que afean las fachadas de las calles del barrio antiguo, otra actividad laboriosa que desde el viernes ha supuesto la retirada de 700 pegatinas y carteles de las calles del Casco.

Estas actuaciones se suman al dispositivo especial de limpieza viaria puesto en marcha por el Ayuntamiento para esta Semana Santa y que incluye servicios específicos por los recorridos de las procesiones antes y después de las mismas.

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO