El alcalde y el presidente de Castilla La Mancha ponen mañana la primera piedra del remonte mecánico del Palacio de Congresos del Miradero - Ayuntamiento de Toledo

El proyecto de creación del   remonte mecánico de Safont es un proyecto que consta de dos fases. La primera de ellas permitirá la instalación de un ascensor con capacidad para 20 personas y una escalera mecánica mientras que la segunda reordenará el entorno, y habilitará un paseo peatonal desde la Estación de Autobuses.

Las obras, financiadas por el gobierno de Castilla La Mancha, a través de la empresa pública GICAMAN, fueron aprobadas por 8,4 millones de euros. No obstante, la obra se ejecutará finalmente con un presupuesto de 5.296.627 euros, a resultas de la mejora llevada a cabo por la UTE adjudicataria de  las obras, “Dragados y Construcciones” y “Antolín García Lozoya”. Al concurso para realizar las obras se presentaron un total de 22 empresas.

La construcción de esta importante infraestructura para la ciudad se ha fraguado en el gobierno municipal y ha contado con la constancia y el empeño personal del alcalde, Emiliano García-Page, quien a principios de legislatura viajó a Barcelona para reunirse con los arquitectos Moneo y Busquets con la intención de ofrecer un impulso definitivo a la estratégica infraestructura.

Esta última fase del remonte mecánico se sitúa a los pies del Palacio de Congresos del Miradero y constará de dos tramos de escalera que salvarán un desnivel de 20 metros. La infraestructura se pone a la vanguardia en materia de accesibilidad ya que cuenta con un ascensor para discapacitados o personas de movilidad reducida.

Esta infraestructura será utilizada por el 90 % de los turistas y toledanos que accedan al Casco Histórico así como por los miles de usuarios que diariamente utilizan el AVE y la Estación de Autobuses.

El proyecto redactado también incluye la creación de un paseo  que una la Estación de Autobuses con el remonte así como el adecentamiento de los alrededores de la ruinas de San Pablo.

Con esta actuación se creará una nueva puerta para acceder al Casco Histórico de Toledo, “una puerta del siglo XXI”,   según ha señalado del alcalde en varias ocasiones y  una infraestructura “de vanguardia”.
 

 

 

 

 

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO