Linares, Abelardo [ca.1870-1938] - Ayuntamiento de Toledo

Abelardo Linares García [1911-1920]

Abelardo Linares García nació en Granada hacia 1870. Al menos así lo manifiesta Publio López Mondéjar en su obra Crónica de la Luz : fotografía en Castilla-La Mancha, 1855-1936, p. 189. En 1902 ya se anunciaba en la prensa promocionando su “Gran Centro de Fotografías” ubicado en la calle Alhambra núms. 66 y 68 de esa ciudad andaluza.

Su espíritu comercial le movió a abrir un nuevo establecimiento en Toledo dedicado a la venta de antigüedades allá por 1911, en la calle del Comercio núms. 56-58, muy cerca de la plaza de Zocodover. Unos años después reformaría sus instalaciones para albergar en ellas una galería fotográfica que inauguraría el 6 de diciembre de 1914, tal y como se reflejó por entonces en el Diario Toledano. El patio del inmueble fue decorado simulando una estancia árabe. Los visitantes se hacían fotos en él disfrazados con un vestuario apropiado puesto a su disposición, y antes habían podido contemplar en la tienda un buen número de objetos artísticos, muebles, orfebrería, bisutería, bordados, porcelanas, pinturas, armas, damasquinos, etc. que tal vez habían adquirido.

No sabemos la fecha exacta pero tenemos constancia de que en 1919 Linares disponía de un establecimiento similar en Madrid, en la plaza de las Cortes, junto a la carrera de San Jerónimo, en el que vendía productos dirigidos a los turistas (mantones de Manila, antigüedades…). Y en 1921 abrió otro negocio similar en Sevilla, en concreto en la plaza del Triunfo núm. 4, en donde podía adquirirse, también, todo tipo de material fotográfico, especialmente de la marca Kodak.

Abelardo Linares fue, pues, un empresario que creó una especie de franquicia con locales similares en emplazamientos muy céntricos de las principales ciudades españolas (Granada, Toledo, Madrid, Málaga, Palma de Mallorca, Barcelona, Las Palmas de Gran Canaria y Sevilla) dedicados a ofrecer productos de calidad a los turistas. En sus tiendas podían, además, encontrar todo tipo de material fotográfico (cámaras, carretes…) y adquirir imágenes de monumentos de la ciudad que visitaban en diferentes tamaños, incluidas postales. También podían ser fotografiados, si lo preferían, en ambientaciones especiales creadas en ellas y llevarse así un recuerdo inusual de su viaje. En cada ciudad tenía contratados operarios que eran los que realizaban realmente las fotografías. En Toledo trabajaron para él con esta función Roberto Esteban Ramos, Eloy Molina y A. Garrido. Aún así en la prensa de la época se anunciaba como Fotógrafo de Cámara de Alfonso XIII. Si Linares realizó o no fotografías es algo que desconocemos pero es posible que sí lo hiciera en sus primeros años, en su Granada natal.

Poco sabemos de su vida. Seguramente residiría por temporadas en algunas de las ciudades mencionadas, conforme lo demandaban sus negocios. Es posible que su domicilio familiar estuviera en Madrid. Lo que sí es seguro es que Abelardo Linares estuvo casado con Eduarda Reyes y de su relación nacieron al menos cinco hijos: Abelardo, Arturo, Josefa, Clara y Eduarda Linares. De ello se hizo eco la prensa local toledana en 5 de abril de 1924.

No tenemos constancia documental segura de la fecha de su muerte aunque sus descencientes manifiestan que murió en Madrid el 15 de marzo de 1938. Su hijo mayor, Abelardo, falleció poco después, el 22 de mayo, también en esa ciudad. El local que poseía en la toledana calle del Comercio fue regentado, hasta bien entrada la década de 1940, por su hijo Arturo Linares.

En Toledo dispuso de otro gran establecimiento construido en 1929; un gran edificio situado justo frente a la Escuela de Artes, en la calle de los Reyes Católicos, y que todavía hoy sigue vinculado a su actividad originaria, venta de antigüedades, y a sus descendientes.

Su hijo Abelardo Linares Reyes también se sintió atraído por el mundo de la imagen y al parecer produjo en 1925 una película de cine dirigida por José Buchs y titulada “El abuelo” basada en una novela de Galdós.

Su archivo fotográfico toledano, el de “Foto Linares” se ha perdido en gran parte. Unos pocos negativos de cristal fueron recuperados hace años, en malas condiciones de conservación, por Carlos Villasante y Antonio Pareja. Luis Alba ha adquirido a lo largo de su vida muchos positivos fotográficos de Linares.

Sus fotos de monumentos y paisajes toledanos fueron realizadas casi en su totalidad en la década de 1910, posiblemente tras abrir su tienda en 1911. Pero hay algunas datadas bien avanzada la década de 1920. Utilizó placas de cristal de 18×24 y de 24×30 cm. con las que obtenía las copias en papel que vendía en sus establecimientos. Algunas de esas instantáneas se comercializaban también coloreadas.

Sirviéndonos de las placas originales, propiedad de Antonio Pareja, y de los positivos adquiridos por el Ayuntamiento a Luis Alba, y de otros que forman su segunda colección, hemos recogido en esta exposición virtual todas las fotografías toledanas que hemos podido localizar publicadas por Abelardo Linares. A ellas hay que unir las 384 postales que con este origen incluimos desde hace tiempo en el apartado de Postales de esta web municipal.

Obviamente, el que puedan ser contempladas ahora se debe a la generosidad de Antonio Pareja y de Luis Alba que nos han permitido digitalizar sus fotografías de Linares para mejorar la colección municipal.

Por último, queremos recordar que en su estudio de la calle del Comercio debieron realizarse infinidad de retratos privados de los que hemos querido recoger aquí una pequeña muestra. Junto a ellos se ha incluido una foto de Linares con su mujer en Venecia, otra de su estudio fotográfico y dos más de la fachada de su local primitivo en la calle de Reyes Católicos. Confiamos en que esta muestra sirva para difundir la labor desarrollada por “Foto Linares” en la ciudad de Toledo.


Mariano García Ruipérez
Archivero Municipal de Toledo