Placas relacionadas con Miguel de Cervantes - Ayuntamiento de Toledo

Placa de cerámica vidriada realizada por personal de la Escuela Taller de Restauración de Toledo en el año 2000. Esta placa se encuentra adosada a la fachada de una casa situada en la Plaza del Andaque de Toledo. La placa primitiva fue descubierta el 22 de abril de 1988 por el alcalde de la ciudad D. José Manuel Molina García y la concejal delegada de Cultura Dª María Eugenia Hernández-Gil Mancha, dentro de las actividades programadas durante la celebración de la III Semana Cervantina, en conmemoración del 372 aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes. Dos años después, en el año 2000, fue sustituida por la actual realizada en el año 2000.


Placa de cerámica vidriada, compuesta por veinte azulejos, realizada por Vicente Quismondo en el año 1947, en la que se recogen las palabras dedicadas por Cervantes a Toledo en su obra póstuma “Los trabajos de Persiles y Segismunda”. Esta lápida de cerámica fue realizada con motivo de los actos conmemorativos del IV Centenario del nacimiento de Cervantes. Se halla situada en el patio interior de la Puerta de Bisagra. Fue descubierta por el Gobernador Civil de Toledo D. Blas Tello Fernández-Caballero el 11 de octubre de 1947.


Placa de mármol realizada por los alumnos del taller de cantería de la Escuela Taller de Restauración de Toledo en el año 1997, y que en letras talladas y coloreadas, bajo el escudo en metal de la ciudad, indica el lugar en donde se encontraba la “Posada del Sevillano”, en donde Miguel de Cervantes situó la acción de su novela “La Ilustre Fregona”. Esta lápida fue colocada por el Ayuntamiento de Toledo dentro de los actos programados durante la Semana Cervantina, en conmemoración del 450 aniversario del nacimiento de Miguel de Cervantes. Se halla situada en el número 15 de la calle de Cervantes. Fue descubierta el 23 de abril de 1997 por el alcalde de la ciudad D. Agustín Conde Bajén.


El ayuntamiento de Toledo acordó en sesión celebrada el 25 de enero de 1905, a propuesta de su Comisión de Festejos, y dentro de los actos programados para conmemorar el III Centenario de la publicación del Quijote cambiar el nombre de la hasta entonces llamada “Cuesta del Carmen” por “Calle de Cervantes”. El acto público al que concurrieron las principales autoridades de la ciudad se celebró el día 9 de mayo de 1905. La lápida fue descubierta por el alcalde D. José Benegas y Camacho.


DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO