Toledo cuenta ya con su primer “Sakura”, enmarcado en la estrategia municipal de atraer turismo japonés - Ayuntamiento de Toledo

Toledo cuenta ya con su primer “Sakura”, enmarcado en la estrategia municipal de atraer turismo japonés


El objetivo del Gobierno municipal, que inició los contactos con la Asociación Hispano-Japonesa de Turismo hace un año, a través del Convention Bureau,  para poner en marcha esta iniciativa, es aumentar la oferta turística y el número de visitantes “con esta acción innovadora y diferencial que pretende fidelizar el turismo japonés

“Lo que  perseguimos es estrechar vínculos y crear lazos de por vida con cientos de familias japonesas a través de este sencillo gesto”, ha señalado Fernández a la vez que ha agradecido al Museo del Ejército  sumarse a esta iniciativa beneficiosa para la ciudad.

Fernández ha confiado en que a este primer “Sakura” le sigan muchos otros y, en este sentido, ha recordado que el Gobierno local llevará a cabo esta plantación de cerezos en el Parque de Nara; ubicación simbólica en la ciudad  que rinde homenaje al hermanamiento con el municipio japonés que lleva su nombre.

Toledo, cita ineludible en 2014

Fernández ha agradecido a la Asociación Hispano-Japonesa posibilitar este acuerdo con Toledo y ha informado de que este año se celebra el “Año de España en Japón” (IV Centenario de las relaciones hispano-japonesas) que se aprovechará para realizar actividades conjuntas.

La concejal, que también ha recordado que el Gobierno municipal ha editado un plano en japonés hace escasas semanas, considera que estas actividades  sumadas a las que se realicen con motivo del VI Centenario de la Muerte del Greco, “convertirán a Toledo en una cita ineludible para visitar la ciudad”.
Esta estrategia turística materializada hoy  perdura en el tiempo porque cuando el visitante japonés se marcha de Toledo establece entre el visitante y la ciudad una relación “para siempre” a través de su “Sakura” que obligará a que familiares de quien ha realizado la plantación visiten la ciudad cada cierto tiempo para comprobar cuál es el estado del árbol plantado. Con ello, se crea un gran flujo de visitantes japoneses a la capital regional que se va renovando a lo largo de los años.