La Junta se incorpora al accionariado de EMVB que ahora se llamará “Toletum Visigodo” - Ayuntamiento de Toledo

 Para el alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, hoy “es un buen día para Toledo” porque “son muchos años de enredo, muchos años de dudas, muchos años de incertidumbres y después de muchos años la ciudad de Toledo tiene muy claro lo que no puede hacerse en Vega Baja”.

García-Page manifestó que “ahora empezamos a definir un proyecto para saber lo que hay que hacer y lo que le conviene a la ciudad”.

El regidor municipal agradeció la participación de la Comunidad Autónoma, que pasa a tener un 40% del accionariado de “Toletum Visigodo”, “porque significa un compromiso no en el discurso sino en el cheque con la ciudad de Toledo; un cheque ni más ni menos de compraventa y un compromiso institucional de fondo para ir de la mano en un proyecto que nos va a llevar tiempo pero que puede ser verdaderamente espectacular para la ciudad de Toledo”.

En cuanto a los objetivos concretos que tendrá esta nueva sociedad, el alcalde de Toledo concretó que serán “abordar las infraestructuras que iban ligadas de una u otra manera al antiguo proyecto de Vega Baja pero  que son importantes para el conjunto de la ciudad y que no pueden, lógicamente, verse afectados por  un reenfoque , por un rediseño de este proyecto urbanístico” y  abordar por parte de la nueva sociedad  un proceso para diseñar urbanísticamente- y cuando hablo urbanísticamente no quiero decir viviendas- para diseñar, desde una perspectiva cultural de promoción de los restos arqueológicos una trama urbana de conexión de la ciudad para abordar cómo debe ser el diseño definitivo”.

La pretensión, según afirmó García-Page, es que “participen profesionales de altura, que participe la sociedad” y por tanto, “esta nueva sociedad tiene que pilotar un rediseño en el conjunto de éste área” que engloba “lo que actualmente está en proceso de bien de interés cultural pero que tiene que contemplar necesariamente su zona de influencia como puede ser el Circo Romano”. 

Para Emiliano García-Page “estamos en el principio de la solución”. Por ello, quiso invitar a todos los ciudadanos de Toledo, a todos los grupos políticos y a todos los colectivos a que “se impliquen en la apuesta de un nuevo proyecto”. Para ello, García-Page considera necesario “superar debates” ya  que según manifestó “no voy a gastar ni un minuto de tiempo en decir que la culpa de lo que pudo ser y no fuera era del anterior equipo de gobierno ni de ningún alcalde en concreto”.

Para el regidor municipal lo sucedido en Vega Baja “probablemente haya sido una responsabilidad de todas las administraciones y probablemente todos tenemos  que asumir nuestra cuota de responsabilidad pero lo verdaderamente importante es que estamos en el principio de una solución y tenemos ahora la ciudad de Toledo sin presión especulativa ninguna, y con tranquilidad y de la mano del acuerdo de todas la instituciones una oportunidad preciosa de poder diseñar ese desarrollo urbano de manera que compatibilicemos el uso patrimonial, la riqueza patrimonial con la vertebración necesaria de infraestructura que requiere, lógicamente, la ciudad de Toledo”.

El regidor municipal, que se mostró satisfecho, agradeció la colaboración de la Junta de Comunidades y también la participación “aunque minoritaria” de la empresa Cartera Santa Teresa.

Finalmente el alcalde de Toledo manifestó que Vega Baja será “un auténtico pulmón para la ciudad”  porque “hoy Toledo tiene un proyecto de ordenación urbana que va a permitir la construcción de viviendas”.

Por su parte, el Consejero Delegado de la Empresa Municipal vega Baja, Aurelio San Emeterio comunicó que “hoy se inicia una nueva fase y un nuevo trabajo muy positivo para la ciudad y para la región”.

San Emeterio quiso agradecer la colaboración de la Junta de Comunidades ya que “sin su aportación, sin su ayuda, a nadie se le escapa que este ayuntamiento tendría dificultades para abordar un reto, un trabajo tan amplio, tan costoso y tan ambicioso como es el de Vega Baja”.

Por otro lado, la Vicepresidenta Segunda y consejera de Economía y Hacienda, María Luisa Araújo, manifestó que “hoy las Administraciones nos hemos comprometido con el futuro de Toledo y de Castilla-La Mancha”. También resaltó que la aportación de la Junta de Comunidades a este proyecto, contará en 2008 con un millón de euros, siendo un presupuesto “que no está cerrado ni limitado y serán los arqueólogos los que indicarán las necesidades de financiación”.

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO