La desmovilización de los niños en Colombia es un proceso a largo plazo - Ayuntamiento de Toledo

No hay recetas fáciles. Garantizar la reintegración en la sociedad de los niños excombatientes en Colombia y asegurar que formen parte activa de sus comunidades es una de las claves para la desmovilización de menores involucrados en el conflicto armado, pero eso lleva tiempo.

Así lo remarcó la representante especial del Secretario General para la cuestión de los niños y los conflictos armados durante su segundo viaje oficial al país sudamericano.

Tras una anterior visita el pasado mes de noviembre, Virginia Gamba reincidió en la importancia de destinar los recursos técnicos y financieros adecuados para llevar a cabo los programas de reintegración enfocándose principalmente en la protección, la educación y la asistencia psicosocial de los niños y adolescentes.

En el marco de su visita, Gamba asistió, junto a representantes gubernamentales, de las Naciones Unidas, de la sociedad civil y un grupo de jóvenes y expertos internacionales a un taller sobre “Lecciones aprendidas y buenas prácticas en prevención del reclutamiento y atención de la niñez vinculada al conflicto armado”.

Durante el evento resaltó que los progresos realizados en Colombia, en especial con la separación de 135 niños y adolescentes de las FARC-EP, presentan una oportunidad para demostrar que los programas de protección a los menores en los procesos de paz pueden ser beneficiosos para la totalidad del país y ayudan a participar en la construcción de una paz duradera.

Gamba destacó la importancia de traer al evento a personas que habían participado en procesos similares en Sri Lanka, Nepal y Sierra Leona y contrastar sus experiencias con las dificultades y avances que experimenta el Gobierno Colombiano en materia de reintegración.

“Lo que se ve con muchísima claridad en esta comparativa es que no hay respuestas fáciles, no hay recetas fáciles. Todo lo que tienen en común es que demoran, que hay que sostener ese proceso, que hay que ir avanzando, institucionalizando las cosas que funcionan y tratando de corregir lo que no funciona”.

image1170x530cropped

ONU/Paulo Filgueiras
Virginia Gamba, representante especial de la ONU para niños y conflictos armados. Foto de archivo: ONU/Amanda Voisard

Niñas soldado

Entre los temas más interesantes que se trataron durante el taller Gamba destacó la reintegración de las niñas soldado.

“Tenemos que convencerlas de salir adelante, tenemos que proteger el estigma que su propia sociedad y el mundo en general les da por ser mujeren la situación que está, y hay que apoyarlas mucho más”.

El coordinador residente de ONU Colombia, Martín Santiago Herrero, quiso destacar los ciclos de violencia que persisten en el país ponen en riesgo a los menores de nuevo.

“Creo que Colombia todavía tiene algunas dinámicas, nuevos ciclos de violencia que ponen en riesgo y amenazan la posibilidad potencial de reclutamiento de niños y niñas. El encuentro nos permite poder señalar una ruta crítica y un camino hacia delante de como un tema tan absolutamente complejo, que solamente puede ser atacado de manera efectiva a través de la garantía de derechos, en Colombia se han hecho cosas que pueden ser un gran aprendizaje”.

Fuente: https://news.un.org

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO