El gobierno municipal adjudica el contrato de Atención a Domicilio y reclama a la Junta los casi 600.000 euros que debe por este servicio - Ayuntamiento de Toledo

El gobierno municipal adjudica el contrato de Atención a Domicilio y reclama a la Junta los casi 600.000 euros que debe por este servicio


El Servicio de Atención Domiciliaria se presta por el Ayuntamiento de Toledo a personas, mayoritariamente ancianos, que no pueden obtener los cuidados necesarios en cuanto a higiene, manutención, movilidad, etc.

Este servicio procede de la colaboración y la cooperación que el gobierno municipal mantiene con la Comunidad Autónoma ya que la misma es quien tiene las competencias en materia sanitaria.

Ana Saavedra explicó que el convenio firmado con la Junta de Comunidades para la puesta en marcha de este servicio ha sufrido una importante disminución en las horas que presta a los usuarios de tal manera que el gobierno municipal se ha visto obligado a readaptar y rebajar horas de atención domiciliaria semanales o mensuales.  El convenio rubricado para 2012 establece que la Junta pague el 65% y el gobierno municipal el 35% del servicio.

Por ello, la concejal de Bienestar Social, Ana Saavedra pidió al Ejecutivo Regional que pague  esos 585.000 euros que adeuda porque el Ayuntamiento está sufragando no solo la parte del gobierno municipal sino también la cuantía correspondiente a la Junta de Comunidades.

En este sentido, la concejala se mostró molesta con la “falta de interés y de sensibilidad” de la Junta de Comunidades y les emplazó a que en lugar de hablar de

 expedientes, números y listas de espera, “pongan cara, nombre y apellidos como hacemos nosotros cuando les prestamos el servicio”.

“No están dejando títere con cabeza”, dijo Saavedra, quien consideró que, si bien todos los servicios para los ciudadanos son importantes, “éste es prioritario”.

El gobierno municipal atiende en estos momentos a un total de 436 personas en 245 domicilios  con el Servicio de Atención Domiciliaria. De estas 436 personas, 115 viven solas y no disponen de otro recurso.

Por su parte, el portavoz municipal, Rafael Perezagua comentó  que “estamos haciendo de banco y hasta ahora estamos sujetando el barco de manera razonable” pero advirtió de que  el límite lo pone la Tesorería del Ayuntamiento.