El Ayuntamiento informa de las principales recomendaciones a tener en cuenta con la llegada de las altas temperaturas - Ayuntamiento de Toledo

La Concejalía de Obras y Servicios Públicos Medioambientales ha informado este miércoles de las principales recomendaciones a tener en cuenta con la llegada de las altas temperaturas y las concentraciones de los principales contaminantes del aire regulado por la normativa nacional y europea en nuestra ciudad.

De esta forma, la Concejalía da cumplimiento a un acuerdo del Consejo Local de Medio ambiente y lo hace precisamente en la jornada en la que se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente.

En esta época del año en la que se produce una intensa radiación solar en nuestra ciudad en las horas centrales del día, es previsible que se den las circunstancias para que la concentración de ozono en el aire alcance valores relativamente elevados.

Los umbrales que establece la normativa y su evaluación vienen determinados sobre la base de la legislación específica vigente que considera el Umbral de Protección a la Salud a partir de los 120 microgramos/metro cúbico de aire (Media móvil octohoraria); el Umbral de información a la población: 180 microgramos/metro cúbico de aire (Promedio horario) y el Umbral de alerta a la población: 240 microgramos/metro cúbico de aire (Promedio horario).

En el día de ayer, 4 de junio, aunque no se superaron ninguno de los umbrales de referencia señalados, a lo largo de la tarde se alcanzaban valores de concentración de ozono en el aire de 110 microgramos/metro cúbico, según datos de forma continua en la estación de la Red Autonómica de Control de la Calidad del Aire de Castilla la Mancha, situada en el Parque del Crucero de nuestra ciudad.

Al margen de los beneficios del ozono en las capas altas de la atmósfera, esta sustancia se considera un contaminante cuando está presente en concentraciones elevadas en el aire que respiramos por ser irritante para las vías respiratorias.

Población de riesgo

Los grupos de personas potencialmente más sensibles al efecto negativo del ozono son aquellas con afecciones pulmonares como asma, bronquitis, crónica, etc. Los niños, porque desarrollan gran parte de sus actividades al aire libre y están más expuestos.

Los adultos que realizan actividades físicas prolongadas en el ambiente exterior, pues el ejercicio físico implica una mayor ventilación y una mayor penetración del ozono en los pulmones y, en último término, cualquier persona con una sensibilidad especial en las vías respiratorias sin motivo o
causa definida.

Sobre la base de lo expuesto, desde esta Concejalía se recomienda a la población, y especialmente a la integrante de los grupos de riesgo descritos, que limiten en lo posible la exposición y realización de actividades al aire libre en las primeras horas de la tarde en días de máxima insolación.

Esta recomendación, por otro lado, está de acuerdo con lo que el sentido común ha dictado a lo largo de los tiempos en lo que a las precauciones a tener en cuenta al realizar trabajos o actividades en la intemperie bajo condiciones de altas temperaturas y fuerte radiación solar.

En los enlaces a la página del Ayuntamiento y de la Red de Control y Vigilancia de la Calidad del Aire de la Junta de Comunidades de Castilla- La Mancha se puede seguir la evolución de las concentraciones de los principales contaminantes del aire regulados por la normativa nacional y europea en nuestra ciudad.

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO