El alcalde asegura que Toledo “está calentando motores” de cara al 2014, con motivo del IV Centenario de El Greco - Ayuntamiento de Toledo

García-Page hizo estas declaraciones durante su intervención en la rueda de prensa que esta mañana ofreció junto a la consejera de Cultura, Turismo y Artesanía, Soledad Herrero, para la presentación de la exposición “El Greco. Toledo 1900” que, a partir de este mismo lunes se podrá contemplar en las salas del antiguo convento de Santa Fe.

En la presentación de la misma estuvieron presentes también la subdirectora general de Promoción de Bellas Artes del Ministerio de Cultura, Elena Hernando; el gerente de la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales, Ignacio Ollero; el obispo auxiliar de Toledo, Carmelo Borobia; el director de la Obra Social de Caja Castilla La Mancha, Martín Molina, y la comisaria de la exposición, Ana Carmen Lavín.

El regidor toledano aseguró que esta muestra, formada por cuarenta obras, 25 de ellas originales del pintor cretense y otras de su taller o de otros autores, forma parte de las actividades que deberán ir desarrollándose en la ciudad de cara al 2014, “que –afirmó-  deber ser una gran meta para nosotros”.

García-Page agradeció el trabajo de todas las instituciones que han hecho posible la puesta en marcha de esta exposición a partir de este mismo lunes y dijo esperar que la misma supere la cifra de 100.000 visitantes, después de haber estado expuesta en otras ciudades españolas.

La muestra, comisariada por Ana Carmen Lavín, pretende realizar un estudio del pintor en su contexto histórico, así como una lectura del espacio y del tiempo en el que se produce su redescubrimiento a principios del siglo XX. Tras la muerte de Doménikos Theotokópoulos en 1614, su obra fue incomprendida y relegada al olvido. Sin embargo, tras el estudio del profesor de la Institución Libre de Enseñanza Bartolomé Cossío, la figura del artista nacido en Grecia, pero vinculado siempre de manera muy estrecha a Toledo, fue avalada por la modernidad.

La exposición

La exposición se compone de un total de 40 obras, de las cuales veinticinco son originales del Greco, ocho de su taller o copias de sus obras y siete son de otros autores, como Sorolla, Sánchez Coello, Juan Bautista Martínez del Mazo (el yerno de Velázquez) o Luis Tristán.

Del conjunto de obras expuestas destacan el Apostolado del Museo del Greco, único Apostolado enteramente autógrafo en su producción, la ‘Inmaculada Oballe’ de la Parroquia de San Nicolás de Bari; ‘La Verónica’ procedente de la Parroquia de Santa Leocadia, depositada por el Gobierno de Castilla-La Mancha en el Museo de Santa Cruz; así como un ejemplar único de las ‘Obras completas de Jenofonte’, anotadas por El Greco, perteneciente a la biblioteca del Marqués de la Vega Inclán, fundador del Museo del Greco.

Tras su paso por Sevilla, Valencia y Zaragoza, donde alrededor de 300.000 personas ya han disfrutado de ella, el montaje llega a Toledo con cuatro nuevas incorporaciones: ‘Retrato de la Reina Mariana de Austria’, de Juan Bautista Martínez del Mazo; ‘Busto de Archer Milton Huntington’ de Anna Hyatt; ‘Retrato de General Joven’ de Bartolomeo Passerotti y ‘Crucificado’ de Luis Tristán, de tres metros de altura.

Acompañando a los lienzos, la muestra incluye una colección de fotografías dedicadas al pintor realizadas por Mariano Moreno y perteneciente a los fondos que atesora la Fototeca del Instituto de Patrimonio Histórico del Ministerio de Cultura. Son en su mayor parte inéditas y datan de los primeros años del siglo XX. Algunas de estas fotografías se convierten en auténticos documentos de la época al mostrar el estado de conservación en el que habían llegado las pinturas de El Greco a principios de la pasada centuria.

DESCÁRGATE LA APP DEL AYUNTAMIENTO DE TOLEDO