El alcalde anuncia actuaciones para que el Casco “de sensación de ciudad coherente, limpia” - Ayuntamiento de Toledo

El alcalde anuncia actuaciones para que el Casco “de sensación de ciudad coherente, limpia”


Este proyecto de rehabilitación de zonas medioambientales, se firmó por un total de 560.000 euros y es “el más ambicioso de recuperación de detalles que se ha abordado en el Casco Histórico en muchísimo tiempo”, resaltó García-Page.

La labor de los operarios que llevan trabajando ya varias semanas “se ha notado muchísimo”. Además según confirmó el regidor municipal, “estamos recibiendo infinidad de comentarios, de correos electrónicos y llamadas de mucha gente que nos recuerda que hay zonas por donde no se había pasado durante muchísimos años y ahora están siendo intervenidas”.

Emiliano García-Page, considero primordial el posterior mantenimiento de todas las zonas rehabilitadas. Por ello manifestó que la actuación se ha llevado a cabo con tela asfáltica para evitar que crezcan hierbas y  que un operario se encargará de mantenerlas.

“Es fundamental porque en Toledo durante mucho tiempo se han hecho muchas cosas pero luego no se mantienen en el estado que se precisa y además creo que esto es un clamor en la opinión pública”, aseveró el edil.

El mantenimiento, dijo García-Page, debe ser “sencillo” ya que “me importa no solo que se arregle sino que su mantenimiento posterior sea realmente asequible”.

Para el alcalde de Toledo  el “Plan Detalles” se han anticipado en el casco histórico y anunció que ya está en proceso de licitación.

En torno a otros asuntos que afectan al barrio del Casco Histórico, el regidor municipal comunicó que el Ayuntamiento de Toledo ya ha escogido el modelo de papelera que se colocará en el Casco Histórico así como los pivotes “que además de ser distintos serán más resistentes”.

García-Page anunció que el Ayuntamiento de Toledo rubricará un convenio con el Consorcio de Toledo, por un valor de 600.000 euros, para llevar a cabo la homologación del mobiliario urbano del Casco Histórico en base a criterios patrimoniales “que al final termine transmitiendo la sensación de una ciudad coherente, limpia, donde se cuidan las calles”.

“Cambiar las señales tiene un alto coste y una intensidad  de trabajo considerable porque hay miles de señales en toda la ciudad”, aseguró el regidor municipal quien invitó a “que no nos acostumbremos a las señales tradicionales que son feas, y resultan mucho más feas en un Casco Histórico Ciudad Patrimonio de la Humanidad”.