Azucaica y Santa Bárbara doblarán sus servicios del bus urbano y conectarán directamente con el centro ciudad a partir del 15 de julio - Ayuntamiento de Toledo

Azucaica y Santa Bárbara doblarán sus servicios del bus urbano y conectarán directamente con el centro ciudad a partir del 15 de julio


García-Page hizo este anuncio tras la presentación, en el barrio del Polígono, del nuevo sistema de balizamientos luminosos en ocho rotondas de la capital castellano-manchega, dentro de los planes de mejora de la seguridad vial del Consistorio toledano y una de sus prioridades actuales junto al fomento del transporte público en toda la ciudad.

La readaptación del transporte público permitirá que dentro de una tres semanas, el autobús urbano en Azucaica tenga una conexión directa cada media hora con el centro histórico frente a la hora actual de su frecuencia, con un servicio que además contará con cuatro paradas más dentro del barrio, atendiendo el importante crecimiento urbanístico que ha tenido el mismo en los últimos años.

Además de realizar ese circuito interno por el barrio, los autobuses comenzarán a ofrecer su servicio antes de las siete de la mañana para adaptarse al horario laboral, de modo que el servicio del bus urbano en Azucaica habrá ampliado sus horarios y habrá ganado el doble de frecuencias que las actuales.

El alcalde aseguró que la frecuencia de una hora para los autobuses entre el centro de la ciudad y Azucaica era algo “insostenible” y que los cambios que se van a poner en marcha para mejorar el servicio se tenían que hacer en beneficio de los vecinos y trabajadores, aunque suponga un incremento del gasto corriente.

A partir del 15 de julio también se pondrá en marcha la readaptación del servicio de autobuses hacia Santa Bárbara, según explicó el alcalde, de manera que se atenderá “una vieja demanda histórica”, como era que el barrio estuviese conectado directamente con el Casco Histórico con una línea propia.

Hasta ahora para ir directamente desde el barrio al centro histórico habría que desplazarse hasta el entorno de la estación del AVE, en el Paseo de la Rosa, para coger los líneas procedentes del Polígono, ya que la línea que pasa por el interior de las calles de Santa Bárbara también comunica con el centro, pero dando toda la vuelta por el entorno del Salto del Caballo.

En este caso, la solución va a ser que una línea interiore recorra las paradas de autobús del casco urbano de Santa Bárbara para conectar directamente con el Casco Histórico por la calle Carreras, lo que supondrá un importante ahorro en tiempo y un aumento de frecuencias del autobús urbano para dicho barrio.

El alcalde aseguró que se trata de “dos excelentes noticias” para ambos barrios, dentro de una legislatura plena de decisiones en materia de transporte público que demuestran que “la estrategia en este ámbito y en el de la movilidad están dando sus frutos”.